Alimentos

Café verde: propiedades

cafe verde

Todos conocemos el café negro. Es una bebida que tiene múltiples variedades y del cual se conocen todos sus beneficios. Pero hay una nueva versión de éste que está revolucionando las dietas de reducción de peso: el café verde.

El café verde tiene incluso más virtudes que el café negro, por lo que integrarlo a la dieta diaria es en sí un aporte enorme a la salud.

El café verde es la versión natural del oscuro, antes de ser tostado que es cuando obtiene dicho color. Al eliminar este proceso se logra mantener sus nutrientes y propiedades principales.

Propiedades del café verde

El café verde tiene propiedades muy atractivas para cualquier que quiera perder peso y mantenerse saludable. No se trata de algo complicado de incluir en el día a día, lo cual hace que cada vez más personas lo usen.

La variedad de beneficios es muy amplia, y la cantidad de ellos muy basta. Si aún no te convences de empezar a tomarlo, con lo siguiente seguro que te decidirás.

Reducción de la grasa

El café verde es un potenciador de la quema de grasa corporal. Esto debido a que ayuda a que la grasa se absorba y se deseche rápidamente. Este efecto es exponencial, es decir, entre más tiempo se consuma el café verde mejor será su desempeño en dicho aspecto.

Reduce el hambre

El café verde tiene componentes que hacen que la sensación de saciedad sea más prolongada, lo que se traduce en menos hambre. Esto es un gran aliado en dietas de reducción de peso, puesto que evita que se caigan en los errores clásicos que llegan por sentir hambre entre comidas.

Potencia el metabolismo

Gracias al ácido clorogénico en el té verde hace que el metabolismo aumente su ritmo en gran nivel. Esto definitivamente genera que la quema de grasa sea más rápida y constante. Así sucede el sueño de cualquier persona que quiera bajar de peso: quemar calorías incluso descansando.

Ayuda al tratamiento de la diabetes

El café verde tiene componentes que ayudan a que el nivel de azúcar se mantenga controlado, e incluso baje si es que se sufre de diabetes tipo 2. El torrente sanguíneo obtiene entonces un buen tránsito. Todo esto provoca que la quema de grasa sea más fácil y por ende se baje de peso.

Baja los niveles de colesterol malo

La lipoproteína, o colesterol malo, puede reducirse de forma natural si se consume café verde con regularidad. Con esto se logra que los problemas cardiovasculares se prevengan.

Depura el hígado

La dieta de desintoxicación es mucho más eficaz si se incluye café verde en ella. Esto ayuda a que el hígado funcione de mejor forma al librarlo de las toxinas de manera constante, aunado con un metabolismo acelerado, y liberación de las grasas.

Prevención del cáncer

Todo lo que ayude a alejar esta terrible enfermedad siempre es bienvenido, y el café verde ayuda a esto gracias su contenido de ácido clorogénico, que a su vez también hace que el organismo humano reciba de mejor forma cualquier tratamiento contra el cáncer.

Sistema inmunológico

El café verde tiene propiedades defensivas contra los radicales libres, lo que a la vez facilita la eliminación de toxinas del cuerpo. Con esto se genera un bienestar general en todo el organismo ya que se fortalece el sistema inmunológico.

Esto también ayuda a que los trastornos cardiacos, problemas de visión, artritis, y demás desgastes del cuerpo se prevengan.

Mejora la circulación sanguínea

La presión arterial se reduce gracias al contenido de ácido clorogénico del café verde. Con esto se mantiene un buen flujo de la sangre por todo el cuerpo, previniendo las enfermedades derivadas de una mala circulación, como calambres, várices, y similares.

Agilidad mental

Esta propiedad también la contiene el café negro, ya que no se pierde con el tostado. Ambos tipos de café tienen compuestos que ayudan a que los neurotransmisores del cerebro tengan un funcionamiento saludable. Tal aspecto mejora la agilidad mental, la memoria, y previene el Alzheimer.

Por esto es recomendable que se tome café verde de forma regular para, además de reducir el sueño, potenciar la concentración y comprensión de la información que se recibe. Para estudiantes es ideal sustituir el café negro por el verde.

Rejuvenecimiento

Los granos de café contienen compuestos volátiles en un gran porcentaje. Éstos, al no pasar por el proceso de tostado, se mantienen intactos. Gracias a esto se previenen los efectos del envejecimiento en la piel principalmente.

Mejora la salud del cabello

El aporte del café verde en este caso es gracias a sus propiedades antioxidantes, que ayudan a que el cabello se proteja de todos los agentes tóxicos que lo atacan diariamente.

Dicho aspecto también sirve para la prevención de la alopecia, principalmente en hombres, puesto que fomenta el crecimiento del cabello y del grosor del mismo.

Cómo preparar el café verde

El sabor del café verde es menos intenso que el oscuro, al igual que el aroma, pero sí más amargo.  Puede que al principio sea complicado acostumbrar tu paladar al cambio de sabor, pero poco a poco conseguirás hacerlo.

La forma de preparación del café verde es muy similar a su versión negra, tanto en molido como en granos enteros.

La más sencilla cuando los granos se muelen. Una vez que se obtiene el polvo se debe colar, se recomienda que se use agua destilada caliente, ya que esto ayuda a que el sabor no se modifique. Para el colado lo más fácil es con una cafetera, pero puede realizarse de forma rústica si se desea.

Las cantidades son las usuales, pero tal y como en el caso del café negro, puede haber modificaciones dependiendo del gusto de cada persona, lo aconsejable es una cucharada sopera por cada taza a preparar.

El resultado es un líquido parecido a las infusiones, y para aprovechar y gozar más su sabor es recomendable que no se le agregue nada más, ni siquiera azúcar. Sobre todo, si se quiere bajar de peso.

También te puede interesar

Consigue tu análisis nutricional gratuito y comienza tu cambio de vida.